España se ha convertido, en los últimos años, en el segundo país a nivel mundial con mayor recepción de turistas. ¡Increíble! Es por esto que, hemos decidido ayudarte con esta guía de todo lo que tienes que saber de este hermoso país para que tengas unas vacaciones inolvidables.

 

Medios de transporte

El medio de transporte público y privado de España tiene buena fama internacional, posicionándose como uno de los mejores países en cuanto a redes ferroviarias, de metro, autopistas y carreteras se refiere. El Renfe y el Ave son las empresas de trenes con las que es posible llegar a casi cualquier lugar del país, ¡e incluso de Europa! Para adquirir tus boletos por anticipado solo tienes que ir a la web de cada empresa o comprarlos directamente en la terminal.

Otro medio de transporte bastante útil en España, son los buses. La ventaja es que pueden llevarte a otros destinos más lejanos a los cuales el tren no tiene acceso. Sin embargo, ten en cuenta que las frecuencias de salida no son muchas y los tiempos de viaje, más lentos.

 

El clima importa mucho

España es un país que posee una diversidad climática que varía según la época del año y la región que visites.

El verano, que suele durar de junio a septiembre, es muy seco, pero sobre todo caluroso hasta el punto de ser sofocante.

En otoño, que comienza en septiembre hasta inicios de diciembre, es en lo personal el mejor momento para visitar España. En el día las temperaturas son frescas y poco calurosas y al atardecer el clima es fresco, pero no lo suficiente para pasar frío.

El invierno, que inicia en diciembre y termina en marzo, es extremadamente frío y además lluvioso. Puede ser un poco duro si no estás acostumbrado a las bajas temperaturas.

La primavera, que transcurre de marzo a junio, es soleada y aunque aún se ve algo de lluvia y frío sigue siendo otra de las mejores épocas para visitar España.

Lo más recomendable es que verifiques el clima específico del sitio que quieres visitar, ya que el promedio de temperaturas es tan lejano como 24°C en unos lugares y 14°C en otros.

 

La hora de la siesta es sagrada

En España, la siesta es un tiempo de descanso que se lo toma muy en serio, sobre todo en los pequeños pueblos o en las épocas de temperaturas extremas. Es más, te encontrarás con experiencias de personas que han ido a lugares que querían visitar, pero los encontraron cerrados. Es por esto que, dentro de nuestra guía para viajar a España te recomendamos verificar los horarios de los sitios que quieras conocer, ya sea por la web, por redes sociales o por llamada telefónica.

 

‘‘Tapea’’ en las calles españolas

Es habitual en los españoles hacer paradas express, varias veces al día, por los restaurantes o bares a “tapear”, es decir, a comer pequeñas porciones de tortilla, jamón serrano o alguna que otra exquisitez en forma de snack. Esto acompañado por una “cañita”, que es el término que han usado para llamar a un pequeño vaso de cerveza.

Una forma de ahorrar en comida es pedir una “caña”, ya que en muchos lugares –aunque no en todos- con solo pedir cerveza te dan de acompañante algún tipo de jamón, tortilla o algún otro snack de cortesía.

Por eso, aunque camines mucho durante todo el día es probable que ganes algunos kilitos de más al finalizar tu viaje en España.

 

La lengua catalana, gallega y vasca

Si bien casi la totalidad de los habitantes de Cataluña, Galicia o el País Vasco hablan en castellano, un consejo para viajar por toda España es aprender unas simples palabras para interactuar con los lugareños de estas regiones.

Te aseguramos que con un simple «Bon día», «Egun Un» o «Bo día» (según corresponda), generarás un mejor vínculo de entrada con la gente. Todos valoran a quienes hacen un pequeño esfuerzo por conocer más, pues lo toman como una muestra de respeto a sus costumbres y te aseguramos que la experiencia se hará mucho más agradable.